Consejos para Crear un Cabello Listo para la Cámara

Consejos para Crear un Cabello Listo para la Cámara

Conseguir siempre resultados perfectos para la cámara rápidamente requiere tanto talento como práctica…

Un buen estilista de sesión debe ser capaz de motivar a su equipo y a los modelos con los que trabaja, tener una buena relación con el fotógrafo (incluyendo conocimientos sobre cómo interactúan la luz y el fondo) y ser capaz de interpretar y mejorar las instrucciones del director artístico —todo ello a la vez que construye una idea global del producto final.

En general, deberían seguirse los consejos que indicamos a continuación en este orden cuando sea necesario realizar múltiples peinados a un mismo modelo en una sesión. Empieza por un estilo natural, seguido de movimiento y rizos, y termina con los estilos más radicales o experimentales. De esta manera, el cabello no se sobrecargará ni quedará perjudicado.

1. Cabello casi liso, con un aspecto natural

  • Empieza aplicando una pequeña cantidad de producto
  • Alisa el cabello con el secador
  • Usa la plancha para crear un look súper liso y brillante
  • Para terminar, aplica laca para proporcionar al cabello un extra de fijación y protección

 

2. Movimiento y rizos

  • Empieza con el cabello seco
  • Moldea el cabello con la forma deseada usando rulos calientes
  • Para añadir rizos más precisos, divide el cabello en secciones y usa la plancha
  • Usa una pequeña cantidad de producto, que se puede aplicar antes del rizado
  • Termina aplicando un sérum antiencrespado para conseguir un mayor brillo

 

3. Estilos modernos y experimentales

Deja los peinados experimentales para el final, ya que este tipo de peinados son los que requieren más productos:

  • Aplica una combinación de productos según los looks que quieras crear
  • Termina con laca para proporcionar fijación y definición